viernes, 23 de mayo de 2008

Fácil

Hace algún tiempo escuché a alguien reflexionar sobre esto.

¿Quién parece mejor a simple vista? ¿Alguien trabajador y luchador que consigue lo que busca por medio de su sacrificio y su empeño? o ¿Alguien que lo tiene todo hecho y le basta chasquear un dedo para obtener lo que desea?

Supongo que el trabajo siempre ha sido algo premiado...o al menos apreciado, una persona trabajadora y luchadora siempre se miró mejor que alguien vividor.

Pero sólo hace falta salir a la calle para ver en los quioscos cosas por el estilo: "Aprenda inglés fácil", "Electrónica fácil", "Fotografía fácil"...etc.

Luego enciendes el televisor (quién tenga) y ves cosas como "Dinero fácil", "Cocina fácil", "Bricolaje fácil"... la tendencia es la de facilitarnos todo cada vez más... A nadie le amarga un dulce, conseguir los objetivos con el mínimo esfuerzo puede ser lo deseable pero ¿Realmente se consiguen?, tengo la sensación de que nos venden humo bajo la excusa de "fácil"...

Los préstamos rápidos resultan ser la peor manera de salir del "pozo" ya que hay que devolver todo el dinero y aumentado con creces; los cursos fáciles (de cualquier contenido), nos hacen creer que dominamos el tema cuando realmente no somos más que neófitos.
Esto supongo que son realidades que todos alcanzamos a ver, pero aún así, nos empeñamos en aceptar esos nocivos "caramelos de facilidad"...por ejemplo, conozco más de una persona que ha llamado para pedir "sólo tres mil euros, es que..." y luego se ha visto en la necesidad de buscar ayuda entre familiares y conocidos para saldar su deuda.

Lo que está claro es que lo fácil vende, pecamos de inocentes, nadie dijo que la vida fuera fácil.
Vivir implica lucha continua, por la comida, por la supremacía, por nuestros objetivos... Al fin y al cabo somos otra forma de vida, necesitamos de la evolución para seguir siéndolo pero nos olvidamos de esto y tendemos a acomodarnos.




Cada vez más las personas se acostumbran a que las cosas "vengan hechas", y cómo dice mi abuelo "las costumbres se vuelven leyes" (cuánta razón).

Puedo hablar de mi ámbito, la mayoría de la gente no tiene afición por aprender por sí mismos, no quieren ir más allá, innovar, tocar el techo del conocimiento en una materia, no quieren saber nada más de lo que le exigen para el examen. Si además les dieran las preguntas del examen, no se preocuparían ni en comprender sus respuestas sólo las memorizarían.

Sé que es difícil escapar a esta postura y que todos hemos sucumbido en alguna ocasión (Quién esté libre de pecado que tire la primera piedra), pero preocupa ver cómo cada vez se alimenta menos el cerebro.




No nos sacamos todo el partido, no sé si hay intereses en esto, pero vivimos con una venda y no se nos incentiva para cultivarnos, no se nos dice que debemos ir más allá. Se nos da todo masticado y pre digerido al más puro estilo inuit, y nosotros tragamos a ojos cerrados con cara de satisfacción.

No quiero pecar de conspiranóico, pero quizás se esconda algo de cierto en que una población con conocimientos, una población con cultura e inquietudes, puede ser más problemática que la que está aletargada. De otro modo no comprendo este "atolondramiento" al que se nos incita por activa y por pasiva.

Está claro que hay esferas de poder formadas por hombres muy importantes, pero normalmente no estamos al tanto de estas "actividades" aunque quizás ellos si nos siguen muy de cerca y se interesan en que no "despertemos".

Ustedes dirán, ya se le está yendo la cabeza a jagovi... pero escribo esto porque me sorprendí al ver el poder que tienen ciertas organizaciones... forman los pilares básicos de la economía, el poder militar, el científico, y el político.

Me hubiera gustado poner una lista de organizaciones y señalar su función y relación entre sí, pero no es el objetivo de este post y se alargaría (más aún...), si les gusta el tema y lo piden prometo esa lista en otro post, por ahora no quiero aburrir innecesariamente.

Ahora quiero dejarles con estas reflexiones, ¿Notan la tendencia a facilitarlo todo?, ¿Ven la poca resistencia que ofrecemos a entrar en ese juego?, ¿Creen que, por el contrario, lo fácil nos ahorra tiempo y esfuerzo?... sé que escribir post tan largos hará que muchas personas que pasan por aquí no se paren a leer, quizás busquen la distracción "rápida y fácil" en otro sitio y no quieran "complicarse" con los pensamientos de uno que "se aburre", pero me gusta escribir estas cosas porque son inquietudes que tengo y me gusta conocer las inquietudes de los demás. Este es el objetivo de este sitio.




"No hay más ciego que el que no quiere ver"

10 comentarios:

Sarantontón dijo...

Lo cierto es que basta con mirar el sistema de educación español para ver como se nos premia el mínimo esfuerzo. Un alumno puede pasar de curos aunque no tenga aprobadas todas las materias, lo cual es algo contradictorio y es la base para los demás estudios que realicen en su vida.

Por otra parte a todos nos atrae lo fácil, lo sencillo,lo rápido, lo gratis,... sobretodo en este mundo tán veloz en el que vamos a la carrera intentando abarcar todo lo posible. Pero también es cierto que lo que nos es dificil conseguir pero lo logramos nos crea una satisfacción mayor y registraremos que un mayor esfuerzo repercute en una satisfacción mejor.

Por mi parte escribe sobre ese tema por favor

Saludos

Anonima dijo...

Estoy de acuerdo en una cosa con sarantonton,weno,en dos, en el sistema educativo tambien.
Supongo que los seres humanos somos conscientes en todo momento( a veces mas,a veces menos) del tiempo limitado que tenemos,de que nuestra vida se extinguira y deseamos abarcar lo mas posible, de la manera mas facil y mas rapida para tantear todos los terrenos.
Tambien es cierto que hacer las cosas de la forma dificil y conseguirlo,de currarnos las cosas y alcanzar los objetivos supero con creces al nivel de autosatisfaccion, pero,como bien dices,a nadie le amarga un dulce.

un saludo

Sara dijo...

Desde luego leer este post hasta el final(como hago siempre) alegra a una que tanto proclama el esfuerzo...
y me alegra sobremanera que siendo tan jovencito como eres pienses como piensas, tal vez si hubiese mucha gente joven como tú podríamos creer en un futuro mejor, pero como tú dices: que en los de tu propio colectivo ves ese ir a lo fácil, yo lo veo en la generalidad de la sociedad, y es que jagovi, mismamente el sistema educativo( que se supone que formará a las generaciones del futuro) que es de lo que yo mejor conozco, ya no premia el esfuerzo ( ya ves la logse lo que ha hecho) si paso igual de curso con 6 suspensas para que voy a esforzarme o si no apruebo por el método tradicional se que me van a construir un sistema para mi solito, al gusto!! llamale garantía social, pruebas de acceso, etc, etc para llegar al mismo sitio que el que se esfuerza.En vez de inculcar a los niños y jovenes que el esfuerzo es uno de los mejores valores para crecer como persona humana, para respetar a los demás...y sobre todo respetarse a uno mismo, pues no...ofrecemos programas light para todos, descafeinados, ¡que ya le dará la ostia el mercado laboral! Y ESO ESTAMOS PREMIANDO, no nos equivoquemos, premiamos el no esfuerzo.Y la sociedda está ya completamente amodorrada.
A mi me interesa mucho que sigas ampliando sobre este tema, me apasiona, y me encantaría mantener tertulias contigo sobre todas estas cosillas.Llevo con orgullo ser una persona que siempre me he esforzado para llegar donde he llegado,para superarme día a día, pero para superarme sobre todo en ser persona, en ser feliz... educo con orgullo para que sean personas que se esfuerzen, que avancen, que se superen, que no hagan de la vida fácil su ideal porque la realidad luego es otra QUE LA VIDA NO ES FÁCIL!!! salvo para 4 privilegiados.
un abrazo jagovi, me encantan siempre tus temas.

neurotransmisores dijo...

En el fondo somos "animales de granja".

Saludos.

jagovi dijo...

· Sarantontón: lo del sistema de enseñanza... amplio tema. Está claro que se premia la vagancia, no sé con que objetivo. Quizás sea para "maquillar" las estadísticas que nos sitúan a la cola, pero la verdad es que están generando más mal del que solucionan sin duda.

·anonima: Pues si, nos sucede como a los hombres del renacimiento...
Ellos desataron el debate sobre el saber. La corriente general era saber de todo un poco más que saber todo de un poco...

· Sara: gracias por lo que dices, pienso así (para lo bueno o lo malo) gracias a mis padres y mis abuelos que me supieron transmitir todo lo que les dejó un niño revoltosillo... la verdad es que a ellos se lo debo todo.
Tertulias las que quieras, es un tema interesante, ya que es la esencia de nuestro entorno y no vale mirar para otro lado o hacerse el "loco", hay mucho en juego.
Está claro que nosotros aqui hablando sobre estas cosas poco (o nada) podremos cambiar el mundo... pero como alguien dijo alguna vez "el cambio que quieras ver en el mundo hazlo en ti". Ser conscientes de los problemas nos dará las herramientas para hacer lo que se pueda y afrontar la vida de otra forma.
·Neurotransmisores: pus todo parece a puntar a que si... ademas en doble vertiente...por lo de animales y por lo de que nos crían "al gusto".



Saludos y gracias por el interés. Se que hay veces que juego con el aguante de los lectores y me pongo más pesado de lo normal... pero ver esta respuesta dice mucho de ustedes. Gracias

Lucía dijo...

Jagovi un par de cositas...

En cuanto a que la costumbre se convierte en ley, en derecho laboral, por ejemplo, muchas veces, cuando no hay legislación al respecto, se recurre a lo que se ha venido haciendo hasta la fecha, es decir, a la costumbre, y la costumbre va a misa.

Sobr elo fácil o difícil y que nos estamos acostumbrando a la ley del mínimo esfuerzo (parezco mi madre cuando digo estas cosas), creo que cada cosa tiene una edad. Recuerdo que cuando era estudiante era la más vaga del planeta.

Pero un día terminé la carrera y descubrí que esas cosas quehabía estudiado en la carrera servían para algo y quería seguir aprendiendo. Y mis padres casi no podían creérselo, pasé de aprobar todos los cursos en septiembre a trancas y barrnacas a estar trabajando en Madrid y hacer dos másters en Valladolid (y presenciales, para más datos, echa cuentas de los kilómetros y los madrugones que me pegué durante un año).

Y desde entonces, me encanta seguir aprendiendo cosas. He aprendiendo un poco de html, ahora quiero aprender a manejar programas de edición de vídeos por ordenador, hago cursos de actualización por mi trabajo, voy a exposiciones...

En cualquier caso, creo que también va con tu carácter. Habrá quien, como yo, rectifique, y habrá a quien saber cosas le resbale.

Efectivamente, cada vez nos venden más que puedes hacer mil cosas fácilmente, pero ¿dónde queda la satisfacción cuando llevas mil horas intentando hacer algo y al final lo ves terminado? Si es fácil, ese sentimiento se pierde. Creo.

De todas formas, gran disertación.

José María Díaz dijo...

Mi experiencia me dice que cuanto más largo, menos gente acudirá a leerte, pero también te digo que lo importante no es la cantidad sino la calidad del que pasa.

Nos acostumbramos a un ritmo en nuestras vidas, en nuestro trabajo, nuestra relación, nuestra forma de pensar. Tendemos a amoldarnos a la comodidad porque la tranquilidad nos permite ser libres y no tener problemas. Pero esto no siempre se cumple, algunas veces nos encontramos en nuestra relajada existencia y nos requieren actividad. Es en esos momentos cuando demostramos nuestra verdadera capacidad y descubrimos nuevos caminos quizás más interesantes que los vividos.

Quien no está inquieto por aprender, conocer, moverse, dificilmente podrá saber de ciertas sensaciones....

HabitosVitales dijo...

Muy buena reflexión. No me había dado cuenta, pero es obvio ahora cuándo lo dices.

Creo que se trata del primer empuje, luego nos damos cuenta que no saldrá tan fácil como se cree... En todos modos, es importante ver pequeños logros al principo, quizás por eso funciona el "fácil", aunque el fácil al final resulta caro, igual que el barato siempre sale caro...

Un saludo

karen dijo...

Una verdad que se nos olvida mientras caemos en esos "atajos" esos oasis en nuestros respectivos desiertos...

Que tenés razón, al final no son la respuesta o nos sale peor ('el tiro por la culata'), aquí decimos que hay dos tipos de trabajadores los 'pilas' a los que no les cuesta y los que 'remachan', los que se 'fajan' para obtener lo que tienen...

Obvio que mientras más esfuerzo le pongamos a algo obtendremos más, sobretodo la auto-satisfacción...

Nada es fácil, si dice serlo es mentira, aunque igual hay personas a las que no les importa hacer trampa y salirse con la suya...

Quedo a la espera de una nueva reflexión...nos leemos...

jagovi dijo...

·Lucía: eso de la ley y las costumbres es bueno que se aplique en determinados casos, pero en otros no. Por ejemplo,de pequeño recuerdo que tenía un compañero de clase que siempre me pedía mis colores para dibujar, un día me compré una caja nueva y decidí no dejárselos más porque me los dejaba sin punta... aquél día no me habló y se enfadó conmigo, recuerdo que le pedía que tuviera en cuenta todas las veces que se los había dejado...pero no había manera de hacerlo entrar en razón... cosas de niños.

·José María Díaz: Gracias por el consejo, soy consciente de que la longitud del post es inversamente proporcional a las ganas de leerlo. Pero es que hay veces que me veo con ganas de contar más cosas...y no hay quién me pare. De todos modos el objetivo del blog no es tener mucha gente esperando a que yo escriba algo, es lo que tu dices...hay unas pocas personas que se pasan y comparten su opinión, con eso me basta...prometo cuidar a mis lectores con lecturas mas cortitas.

·Hábitosvitales: Buena reflexión la tuya también, gracias por venir. Pues si, la virtud estaría en el punto medio...un primer empujoncito como tu dices.

·Karen: Así es, nada es fácil y lo fácil no merece la pena porque no nos ayuda a superarnos y a crecer.
Nos leemos.


Gracias a tod@s, saludos